Ascensores/ Fotografía: 123RF

Transporte vertical eficiencia y seguridad para el usuario

Ascensores/ Fotografía: 123RF

Los ascensores son el sistema principal para la movilización vertical de personas, y por su importancia se debe considerar su tipología, complejidad del tráfico y factores esenciales como la seguridad en la instalación y el manejo de una tecnología que permita que dicha inversión sea duradera.

La elección del equipo dependerá de algunas variables. Todo parte de un estudio de tráfico que permita calcular el tiempo de espera, capacidad, velocidad y que cumpla a su vez con la normativa vigente como, por ejemplo, incluir un sistema de rescate automático en caso incendios. El consumo de energía y el cuidado al medio ambiente son otros factores que actualmente son considerados por los constructores.

La tecnología acelera los procesos hasta en un 50 %, lo que reduce costos de mano de obra y plazos de entrega. Puede decirse que los ascensores, escaleras y rampas son en la actualidad, hasta un 70 % más económico que hace veinticinco años.

Para lugares con un alto tráfico de personas, las escaleras eléctricas y andenes son la alternativa idónea, ya que además de movilizar a mayor cantidad de pasajeros y mejorar la circulación, brinda un impacto visual mientras el usuario realiza el recorrido.

Con respecto a la estética, existe una variedad de diseños en diferentes acabados tales como acero inoxidable, acero con pintura electrostática, fórmica, vidrio de seguridad. También están disponibles elementos complementarios como anuncio de voz, controles de acceso, entre otros.

En el caso de viviendas, existen ascensores residenciales con cabinas que se ajustan a pequeños espacios, con una velocidad promedio de 20 metros por minuto, logrando un viaje seguro y confortable para el pasajero.

El mantenimiento es vital para asegurar la durabilidad de la inversión y extender la vida útil del equipo, la misma que se recomienda no sea menor a 20 años. El proveedor debe garantizar la disponibilidad de repuestos durante el tiempo de vida útil del equipo, y contar con mano de obra calificada, preferiblemente, con respaldo del fabricante.

El plan de mantenimiento debe ofrecer un servicio integral y continuo con una respuesta rápida y oportuna para atender situaciones de emergencia, como por ejemplo, rescate de personas atrapadas o paralizaciones de equipos.

En definitiva, la protección a los usuarios es la prioridad, con la seguridad como el aspecto más relevante en el transporte vertical. Por ello es importante contar con proveedores que ofrezcan garantías, confianza y calidad en el servicio.

ÚLTIMOS AVANCES MUNDIALES

La finlandesa KONE presentó, hace poco, Kone Connected 24/7 que utiliza la plataforma de IBM Watson IOT Cloud Platform para crear servicios inteligentes en el mantenimientos de ascensores y escaleras eléctricas. El sistema vigila el funcionamiento de las máquinas, así como temperatura, tiempo de apertura de puertas o precisión de parada. La tecnología inteligente (capaz de enviar 200 señales) analiza las necesidades de mantenimiento y predice posibles fallos. Mientras, los técnicos reciben la información en tiempo real.

Fuente: Karla Matute, Jefe de Posventa de COHECO

Fotografía: 123RF

No Comments

Post A Comment