Fotografía primer plano del Presidente de la Cámara de Construcción de Cuenca

Ing. José Jaramillo, Presidente de la Cámara de Construcción de Cuenca

“El Ejecutivo ha encontrado en la construcción, una válvula de escape a la actual situación económica del país” 

Logo de la Cámara de Construcción de Cuenca

En tiempos donde el sector construcción no pasa por su mejor momento, Mundo Constructor entrevistó al Ing. José Jaramillo, Presidente de la Cámara de Construcción de Cuenca, para conocer los desafíos que enfrenta su gestión y las proyecciones para el siguiente semestre del año.

Fotografía plano situacional del Presidente de la Cámara de Construcción de Cuenca

Fotos: Diego Toral Y Eduardo Naranjo

¿Qué desafíos presenta la Cámara de Construcción de Cuenca para este siguiente semestre del año?

Considero que los logros dentro de la Cámara de la Construcción de Cuenca actualmente son realidades tangibles. El poder resaltar como un hecho la realización de la feria de construcción más grande del sur del país, con resultados altamente positivos en la ejecución de negocios inmobiliarios de gran envergadura, hizo que cumplamos con uno de nuestros mayores objetivos: el de dinamizar la economía en el sector constructor del país. Sin lugar a dudas, otro gran logro para nuestra administración es el tener un espacio propio de comunicación radial, mismo que se encuentra al aire por tercer mes consecutivo con excelentes resultados de sintonía y de comunicación. Asimismo, el próximo semestre del año, la Cámara de la Construcción de Cuenca debe continuar con el trabajo en representación de los agremiados, principalmente actuando como voceros de nuestros representados ante las autoridades nacionales. Considero que el momento político es adecuado por la predisposición del ejecutivo de abrir un diálogo con los diferentes actores de la sociedad. Nuestro objetivo de aportar en reformas a la ley de contratación pública y de manera directa a la eliminación de la resolución 078 del SERCOP, misma que limita la participación de los profesionales al calificar la temporalidad de los currículos de los oferentes.

A su parecer, ¿cómo ha beneficiado la derogación de la denominada ‘Ley de Plusvalía’ al sector construcción en lo que va del año?

La respuesta es sencilla y directa. Al derogarse la ‘Ley de Plusvalía’, regresó la confianza, tanto para el comprador como para el inversionista, que es quien hace la inyección de activos a la economía al construir sus proyectos puesto que ahora será mucho menos complicada la venta de un determinado inmueble.

Se debe recordar también que, al derogar esta ley, se crearon incentivos tributarios por parte de la banca pública y de la CFN, otorgando mayor agilidad al comprador y al proponente para acceder a un crédito con mejores tasas de interés y plazos adecuados. El tema es claro: el Ejecutivo ha encontrado en la construcción, una válvula de escape a la actual situación económica del país.

¿Por qué considera tan importante el apoyo que debe recibir el sector desde el Gobierno?

Dentro de la economía nacional, la construcción actúa como cuarto productor dentro del PIB, después de sectores como manufactura, petróleo y comercio. De esta forma, por cada plaza directa de trabajo que generan otras actividades de la economía, este sector alberga alrededor de tres plazas indirectas, tales como transportistas, mecánicos, ferreteros o distribuidoras de alimentos que generalmente llegan al lugar de la obra con sus productos, entre otros proveedores. También es importante destacar que la mano de obra que requiere este sector, no es calificada y preparada en su totalidad, por lo que esta actividad abre un abanico de posibilidades para la clase obrera, es decir, para aquellas personas que no podrían desenvolverse en otro ámbito por su falta de preparación. Por consiguiente, el desarrollo de la construcción incide de manera directa en la clase socio-económica más necesitada, mejorando problemas sociales como el desempleo, un factor que siempre ha existido en nuestro país. Por todo lo antes descrito y, sumado a que el negocio inmobiliario dinamiza la economía de manera instantánea, (pues incluye al sector financiero, a constructores y a compradores directamente) hace que esta actividad merezca total atención y apoyo por parte de los gobernantes de turno.

Fotos: Diego Toral Y Eduardo Naranjo

¿Qué estrategias o esfuerzos se deben plantear para que se reactive el sector?

Los esfuerzos deben direccionarse de manera unificada y en ellos deberían incluirse a todos los sectores: ejecutivo, legislativo, inversionista y comprador. La realidad actual nos permite entrever que poco a poco se ha re establecido la confianza, por ende, los mecanismos comerciales que puedan llegar a tener cada uno de los proyectos tienen que ser bien trabajados. Por otro lado, el ciudadano común también debe ser un actor activo dentro de la vocería.

Ahora, es importante conocer que la obra pública es un motor fundamental del sector y en ese sentido, existe todavía mucho trabajo por desarrollar pues la ‘Ley de Contratación Pública’ tiene algunos vacíos que deben ser trabajados con los constructores, con las personas que la vivimos día a día. Considero muy importante también que el portal de compras públicas, una herramienta básica para quienes queremos acceder a un contrato público, tiene que presentar mejoras y debe contar con mecanismos más dinámicos de comunicación. Asimismo, pienso que los contratos tienen que ser exigentes para ambas partes; tanto para el contratista como para el contratante; y por supuesto, el universo de oferentes debe ser abierto y la mejor manera de hacerlo es mejorando la resolución 078 del Sercop.

Fuente: Mundo Constructor

Fotografía: Diego Toral y Eduardo Naranjo

Sin comentarios

Publicar comentario