Diseños modulares ofrecen alternativa de desarrollo y productividad

 

El desarrollo de construcciones con diseños repetitivos se ha convertido en una tendencia mundial  cuando se trata de desarrollo de vivienda y edificios industriales.

 

Para la planificación de un proyecto inmobiliario, generalmente se piensa que el costo de la construcción del inmueble es proporcional a la cantidad. Por ejemplo, si  se construye  una vivienda en cierto terreno, el costo  de la segunda sería el mismo, pero no es así, ya que implica gastos diferentes en su arquitectura, permisos e instalaciones, a menos que se tengan contempladas un mismo diseño tipo o diseño modular.

 

La principal ventaja de estos diseños radica en la economía de su construcción, ya que su ejecución se va abaratando entre más construcciones se realicen, evitando gastos nuevos en el diseño y planeación del edificio o en la determinación de sus capacidades de carga o estudios previos.

 

Otra de las principales ventajas de los diseños tipo y su desarrollo son el uso de elementos prefabricados que, gracias a la industrialización de la construcción, han permitido utilizar sistemas constructivos más rápidos de armar y económicos.

 

Generar un diseño tipo para complejos habitacionales, industriales y comerciales requiere la integración de diversas disciplinas que contemple conocimientos en arquitectura, estructuras e instalaciones, topográficos, así como innovación en múltiples sistemas constructivos.

Fuente: Forta Ingeniería

No Comments

Post A Comment