Demora en los trámites frena reactivación económica de la construcción

El sector de la construcción es, como todos, un afectado más a causa de la pandemia. Sin embargo, fue una de las actividades que más rápido se reactivó mediante protocolos de bioseguridad.

➤ Ver también: Créditos VIP y VIS aportan con la reactivación de la construcción

Actualmente, todavía no se recupera por completo, pero batalla contra las medidas restrictivas, papeleos burocráticos y bajas económicas, según reveló el gremio. 

Se estima que el sector acostumbraba a facturar USD 350 millones al mes. En diciembre del año pasado la suma llegó a los USD 240 millones aproximadamente, según datos de Constructores Positivos. Los meses más difíciles, dice su portavoz, fueron al inicio de la pandemia porque se perdieron 75.000 empleos.

“La tramitología sigue siendo muy lenta en el país y esto no permite que las construcciones puedan fluir de una manera adecuada” dijo Daniel Elmir, vocero de Constructores Positivos. La falta de recursos y la demora en los trámites sube el precio de las viviendas cuando se realiza una venta.

“Cuando no podemos hacer una transferencia de dominio por la venta de un departamento, no recibimos los recursos y no podemos pagar a nuestros proveedores; entonces se rompe la cadena de pago” añadió Elmir. Asimismo, explicó que -en el municipio- la aprobación de un proyecto se demora más de 130 días. 

Guillermo Montenegro, director tributario del Municipio de Quito, dijo que el trámite de declaración para la liquidación de impuestos de transferencia de dominio se demoraba 15 días, aproximadamente. Desde el 8 de mayo, con la implementación de trámites en línea se ha estimado responder en 48 horas. El proceso se podría demorar por un tema catastral en su mayoría, según Montenegro.

En 2019, se ingresaron 9.420 trámites a la unidad de catastros, mientras que en 2020 fueron 12.585, según el departamento municipal.

El volumen de los trámites aumentó porque el sistema en la página del municipio está abierto las 24 horas, los siete días de la semana. En los últimos meses el ingreso se ha triplicado, dijo Fernando Zamorano, director de Catastros del Municipio de Quito. Para acelerar la respuesta en los trámites se contratarán a 70 personas por un período de seis meses, para igualarse en la cantidad de trámites represados. Antes, se demoraban entre 15 días y dos meses, dependiendo del tipo de trámite, actualmente el tiempo de espera es de tres meses.

Otro problema para la entrega de trámites sería la ordenanza 126 de excedentes y diferencias de superficies de terrenos. Esta establece que, para los trámites, primero se debe regularizar el área del terreno. Este proceso es el trámite más solicitado y demorado. 

El 73 % de los trámites ingresados en 2020 a la Unidad de Catastros correspondió a regularización de áreas y actualización de datos, según el Municipio de Quito.

Texto original tomado de El Universo.

No Comments

Post A Comment